top of page
Buscar
  • psicoterapiasomatica

Equilibrar la energía femenína y masculina

Actualizado: 1 oct 2020


Cuando hablamos de polaridad masculina y femenina, no hablamos ni del sexo biológico ni del género ni de los roles asignados por la sociedad.

Todos los seres humanos somos una danza de energía femenina y masculina.

Dos caras de la misma moneda, por eso la importancia de enraizar en el centro, en la Unidad.

Cuando las identificamos, equilibramos y aceptamos, nos damos permiso para conocernos, amarnos y mostrar nuestra mejor versión en cada momento.


Energía Femenina

Es esa parte nuestra que juega e imagina, es creativa , es intuitiva, tiene esta energía lunar que nos lleva hacia adentro, nos conecta con el misterio, las emociones, los sentimientos.

Es receptiva, acoge, abraza, nutre, es intuición, sensualidad.


La energía femenina en desequilibrio:


  • Las cosas son demasiado para mi

  • Un Yo débil y vacilante

  • Reacciono a la energía de los demás de forma extrema

  • Me resulta difícil decir NO y establecer limites claros

  • Me preocupo mas por los demás que por mi mism@

  • Soy fácilmente arrastrado por los estados de animo de los demás

  • Puedo profundizar en las emociones propias y ajenas, pero me pierdo en ellas

  • Tengo incapacidad de expresión emocional por la falta de un YO masculino

  • Por no haber un trabajo con la energía masculina en equilibrio no hay una expresión del Alma adecuada lo que resulta en tristeza, melancolía y depresión


Energía Masculina


Hace posible la realización de las ideas, la transformación del pensamiento en forma material. Es una energía activa, solar, enfocada hacia el exterior, pide lo que quiere y necesita.

Habla la verdad desde el corazón y proyecta seguridad; nos impulsa a decir no, a decir adiós porque no podemos tolerar que nos hagan daño o que invadan nuestro territorio.

Es protectora y proveedora



La energía energía Masculina en desequilibrio

  • Hay demasiado enfoque en el mundo externo

  • Demasiada necesidad de ser reconocido y valorado por los demás

  • Separado de la energía del alma que es la que nos dice que es lo que realmente necesitamos

  • Conducido por la inseguridad y se busca manejar esta forzándose a cumplir estándares externos

  • Por falta del norte del alma, de la energía femenina, busco el norte afuera

  • Se busca una sensación externa de seguridad volviéndonos competitivos y controladores

  • Alta dependencia de cómo actúan los demás

  • Ego tenso, ansioso, impaciente

  • Miedo a rendirse a lo desestructurado, miedo a soltar el control

  • Neuróticamente ocupados todo el tiempo, necesitan orden y planeación

  • Piensan mucho y se preocupan mucho


Por ejemplo, si estoy ante un problema

  • Y trabajo solo con mi energía Masculina: “es que no se puede confiar en nadie, Yo tengo que hacer todo.”

  • Si trabajo solo con mi energía Femenina: ” Yo sol@ no puedo, no seré capaz”

  • Si trabajo con mi energía Masculina y Femenino de forma armónica:

  • Me permito sentir, transitar la auto-observación, la aceptación , aprender de la situación y seguir hacia adelante.




44 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


Publicar: Blog2_Post
bottom of page